2.10.06

Se enzarza en una pelea con un oso panda por no dejarse acariciar

Un trabajador de un zoológico de Pekín al que siempre le había hecho ilusión tocar a un panda (el oso, no el antivirus) y nunca lo había hecho, decidió introducirse en la caseta del oso en cuestión, que por cierto se llamaba Gu Gu, para cumplir su sueño tras ingerir unas cuantas cervezas.

El panda, que en esos momentos de la noche y tras una larga jornada laboral se encontraba dormido, ante la repentina entrada de un extraño en su hogar y dado que tampoco se fía mucho de los chinos, se puso un poco nervioso y mordió al trabajador. El señor Zhang, que es como se llama el protagonista, se enfadó ante la actitud poco cordial del animal (ya se sabe que en china, se considera muy feo que no te reciban adecuadamente en una casa) y se lo recriminó a patadas. El oso, entonces decidió volver a morderlo, hecho que cabreó más todavía al ebrio trabajador, resultando en una pelea por los suelos de la jaula que se saldó con el empleado en el hospital después de que otros trabajadores del zoo (no borrachos) acudieran con cañones de agua para ahuyentar al oso de su presa. El oso, no obstante también recibió lo suyo. Aparte de los golpes propinados por el señor Zhang, tenía heridas de mordidas en la espalda.

Zhang, adujo en su defensa, que los pandas que había visto en televisión (sin que nadie les molestara por la noche en su jaula) parecían animales amistosos y que estaba muy borracho y no recuerda mucho de la trifulca.

Dick Chenney no lo hubiera dejado salir vivo de allí.

Moraleja: Antes de presentarse de improvisto en casa de un oso panda, pégenle un toque por si prefiere que le visites otro día.

<-- Un chino. Leído en Actualidad Wanadoo

5 Comments:

Anonymous taquicuapinpan said...

Pobre animalito de Dios, indefenso en su hábitat y atacado por una ilusión: uuummmmm Zhang. ¿Qué inexplicable "coherencia" te haría enfrentarte a un "osito polar" (Gu Gu) sin otra arma que tu dentadura esmaltada?.

9:40 p. m.  
Blogger el paradójico coco said...

La culpa es de los videojuegos, que hacen que la sociedad se vuelva violenta. ¿De dónde sacó el Panda la idea de pegar mordidas, a ver?

10:33 p. m.  
Blogger El abominable coco said...

La culpa es de los juegos de rol.

Está claro que si quieres salir ileso tienes que ir borracho y luchar de tu a tu con el oso. (mordiéndole la espalda si es necesario).
Después va el típico domador de osos con su traje especial y su vara eléctrica y tienen que recoger sus restos con una esponja.

9:54 a. m.  
Blogger JuanSinMiedo said...

Jajajaja gracias por el consejo, me podeis pasar el tlf de Chulin?

12:48 p. m.  
Anonymous tony said...

que bueno lo de dick chenney! hahaha
saludos finlandeses!

6:58 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home